sábado, 17 de junio de 2017

Libros para leer con papá (o... a papá)

Acá en Argentina, el domingo 18 de junio se festeja el Día del padre.

De algún modo, a través de esta selección de libros, les quiero hacer llegar un homenaje a todos los padres.

A los que se animan a leer con sus hijos, a los que disfrutan cuando son sus hijos les leen, y también a aquellos que "son leidos" por sus hijos (algo que nos ocurre seguido a todos los que convivimos con niños).

Un reconocimiento especial a aquellos que en el Picnic de Palabras (si quieren saber más de esta iniciativa pueden leerlo en el blog) que hacemos en la plaza del barrio, le dan voz a nuestros libros. 



En esta selección, incluyo aquellos libros en donde los padres son protagonistas. 




¡Es hora de dormir, papá!
De Coralie Saudo
con ilustraciones de Kris Di Giacomo

Un libro para leer con papá antes de dormir. Una oportunidad de ponernos en los zapatos de otro, y mirarnos desde el humor.

"Mi papá es grande y fuerte.
Pero todas las noches es la misma historia..
y comienza así
¡No quiero ir a dormir!"

En este caso es el padre al que hay que perseguir para acostarlo...

Cuando les leo este libro, los pequeños suelen detenerse en esta imagen, que siempre les arranca carcajadas...




La colección Buenas Noches, está pensada para los primeros lectores. Sin embargo, este libro con el texto justo y con ilustraciones sencillas, no necesariamente simples, lo pueden disfrutar lectores desde los 3 años hasta padres de cualquier edad

El libro original publicado en francés, tiene por título "Mon papa, il est grand, il est fort, mais...". Me parece un acierto de la traductora María del Pilar Londoño, este título en imperativo que nos invita a jugar.

Y otro detalle más, que recién descubrí al abrir nuevamente el libro para hacer la reseña, Coralie Saudo, la autora, lo dedica a su padre...


Otro recomendado, es... 






                                         

Mi papá
Anthony Browne
Fondo de Cultura Económica

El autor es un claro favorito de lectores de todas las edades. En este libro ...el texto nos recuerda a un niño hablando de su papá... 

Papá es "grande como una casa" "es fuerte como un gorila"...."no tiene miedo de NADA" 


"ni siquiera del Gran Lobo Feroz"

Y así continúa..

El texto. de pocas palabras, es solo una parte del libro, las ilustraciones de Anthony Browne siempre nos exigen más como lectores.

En sus libros, los detalles importan. 

Es un entrenamiento para nosotros los adultos aprender a mirar con ojos de niño.

Detenernos en los botones de la camisa que sonríen, la forma de las nubes y los árboles detrás del papá jugando a la pelota.. 

Comenzamos la lectura desde las guardas, apenas abriendo el libro, con ese cuadrillé marrón y amarillo, como la bata de papá.

Al llegar al final, esta imagen, me llenó el corazón.




Otro libro que puedo recomendarles del mismo autor es Gorila

También habla de un padre, y su relación con su hija Ana. Ella le pide un gorila de regalo de cumpleaños, pero no sabe si se lo darán, su padre se encuentra siempre muy ocupado y no tiene tiempo para compartir con ella. 

Pero, el deseo de Ana se cumple, sorprendentemente.

Un libro que cualquier niño querrá tener, pero que todo padre necesita leer. 




Gorila
Anthony Browne
Fondo de Cultura Económica

La tapa corresponde al libro que leí por primera vez, en Bogotá de la mano de mi amiga Lucía Liévano, en un taller que hice en Espantapájaros. 

Logré conseguirlo con otra portada...




..(no hace mucho) me parece que la tapa ahora tiene un tono más profundo y menos juguetón.

Dos de los libros que quiero recomendar pertenecen a Gusti. Ilustrador y autor argentino muchas veces premiado, padre de Theo y Malko. 

El primero, lo escribió para Theo, luego de su viaje a la Selva del Ecuador.




                                                                 Mi papá estuvo en la selva
                                 Autor: Gusti
                                         Ilustrado por: Anne Decis
                                         Pequeño Editor


Es un libro que cuenta en la voz de Theo lo que su padre le relató sobre su viaje. Una historia desde la voz de un niño contada con humor e inocencia, que hace un paralelismo entre la vida en la Selva y su experiencia cotidiana en la ciudad.

Gusti nos deja asomarnos a las costumbres del pueblo Zápara y nos habla sobre la importancia de proteger a las especies amenazadas, como el águila Harpía (que "es el ave más grande de la selva").

También toca el tema del desmonte, y la degradación del ambiente por la explotación ganadera.  Para nosotros, los maestros, la lectura de este libro con nuestros alumnos es una oportunidad de conversar de estos temas que seguro despiertan la curiosidad de los chicos.

La ilustración de Anne Decis (ilustradora francesa casada con Gusti) también respeta la voz del niño y  le agrega color y calidez a la narración.

Sobre el final, otro imperdible. La historia del Libro árbol. Una especial edición del libro, con papel hecho a mano, que llevaba incrustado en sus tapas semillas de jacarandá. Un libro para leer y plantar. Esos ejemplares (tuve oportunidad de conocer uno en la Feria del Libro de Buenos Aires) fueron obsequiados a escuelas, bibliotecas y centros comunitarios. No solo en Argentina sino en lugares tan lejanos como Turquía o Ruanda.



El segundo, lo escribió para Malko, desde el corazón.


                                                                           Malko y Papá
                                              Autor: Gusti
                                          Océano Travesía

En primera persona Gusti nos cuenta su experiencia con el nacimiento de Malko. 






Un libro inmenso, en donde mediante dibujos a lápiz, collage, sus propios manuscritos, Gusti construye la historia de su hijo que nació con Síndrome de Down, y nos dice ....



Este libro me ha dado la oportunidad de hablar este tema con desconocidos en la plaza (pueden leerlo aquí), o con mis alumnos en la escuela. Es un libro que se abre...así como el autor lo hizo con su propia historia.

Fue premiado en la Feria de Bologna en la categoría discapacidad en 2016.

Gusti y Malko tienen un programa de radio, radio La Floresta, que pueden buscar en youtube...soy una de las seguidoras de las andanzas del caballero Malko...




Otro libro que encontré en estos días es...





                                                               Mi padre fue Rey
                         Autor: Thierry Robberecht 
                         Ilustrador: Philippe Goossens
                                  publicado por Edelvives

"Mi padre siempre había sido el mejor padre de mundo...

..Pero un día llegaron unos caballeros muy estirados y le preguntaron a mi padre si quería ser rey."

Así da comienzo la historia, y la verdad es que un padre rey no es tan divertido como debería ser. Es demasiado grande, está demasiado ocupado, y ya no puede jugar a las escondidas como antes.

Otra vez un libro que desde el humor aborda el tema de la ausencia. Para disfrutar desde los 6 años hasta la edad de un padre, o más.

Para terminar les dejo este libro que me arrancó varias risas mientras lo leía en la librería.


                                 
                  Cuando papá era pequeño había dinosaurios
                   Vincent Mallone y André Bouchard
                                  Edelvives

Debo reconocer que la primera vez que lo ví, no me gustó tanto, pero al releerlo me divertí mucho con las ilustraciones, y debo decirlo... me sentí un poco identificada.

¿A qué padre/madre no le ha pasado,  que sus hijos lo acusan de ser tan viejo como para vivir en la época de los dinosaurios?





Una experiencia de lectura que seguramente les dará un momento de diversión compartida.

La traducción del original en francés, me resultó un tanto incómoda, hablar de las "patatas", el "servicio" no es algo habitual. pero los niños seguramente lo disfrutarán (y los padres, de paso, podemos hablar de aquello que sí teníamos cuando eramos pequeños)

Seguramente hay muchos más libros que compartir, aunque no hablen de la paternidad, pero esta es una excusa como tantas para compartir lecturas.


Les agradezco su compañía en este recorrido y les deseo a todos los padres (empezando por casa) un muy feliz día...



domingo, 11 de junio de 2017

Leyendo: Gente y cuentos ¿A quién pertenece la literatura?

"Las comunidades encuentran su voz a través de los cuentos"



Gente y cuentos ¿A quién pertenece la literatura?
Las comunidades encuentran su voz a través de los cuentos
Autora: Sara Hirschman
Colección Espacios para la lectura
Fondo de Cultura Económica
2009



De la página de la Editorial (Fondo de Cultura Económica) copio parte de la reseña:


Gente y cuentos ¿A quién pertenece la literatura? es el relato de una experiencia educativa que Sarah Hirschman lleva a cabo hace cuarenta años con comunidades empobrecidas, a veces marginales y en muchos casos sin educación formal. El programa People and Stories/ Gente y cuentos, basado en lecturas de cuentos de grandes autores y debates, abre a los participantes la posibilidad de apropiarse de las narraciones y transformarlas en instrumentos para su desarrollo personal. La autora demuestra cómo la literatura puede convertirse en un espacio de conexiones inusuales para personas que en general no tienen acceso a la lectura.

El prólogo de Ricardo Piglia es una invitación a leer una vez más un libro de la Colección Espacios para la Lectura.


Colección que por otro lado, persigo desde que decidí adentrarme en la tarea de mediadora entre libros y lectores.
La autora de este libro, Sara Hirschman, falleció en 2012 a la edad de 90 años 



Lamento profundamente no haberla conocido, porque me imagino que conversar con ella, sobre literatura o cualquier otro tema, debía ser por demás interesante.


En distintas comunidades a lo largo y ancho del mundo el programa  "People and Stories/Gente y cuentos", logró conectar libros y lectores, pero fundamentalmente personas, que muchas veces no tenían nada en común, o al menos, eso parecía...


"...La gente encuentra su propia voz y una nueva confianza en sí misma en la medida en que el texto de ficción ayuda a desarrollar una sorprendente habilidad para trabajar con ideas y compartir sentimientos personales con otras personas" nos cuenta la autora, en la Introducción.


Un encuentro semanal en una parroquia, un club, una escuela que ceden su espacio. Un cuento potente fruto de una cuidada selección, preferentemente escrito por un autor en la lengua original de aquellos que se reúnen para leerlo (con sus copias dado que se trata de juntarse en una ronda de lectores).Preguntas adecuadas, no para saber que entendieron, sino para seguir explorando. Un coordinador que sepa escuchar, con un guión, para analizar el texto, pero con el que perderse de ser necesario de acuerdo a las necesidades del grupo. Gente diversa hablando en español o en inglés al principio de la misma edad, y del mismo barrio (posteriormente  decidió ir más allá y realizar reuniones entre adolescentes y gente de la tercera edad, o con gente de diversos grupos étnicos o procedencia distinta.


Parece una idea sencilla, pero no lo es tanto. Requiere trabajo, compromiso, participación. Mucho, para llevarlo adelante por más de 35 años.


Un seminario en la Universidad de Harvard con el filósofo y educador Paulo Freire, le abrió el camino a nuevas ideas sobre el significado de la literatura para las personas con una educación limitada. El germen del programa nació, según sus propias palabras, "en la medida que me permitía combinar el gusto por la lectura literaria con el deseo de desarrollar una mejor manera de comunicarme con un grupo de gente más amplio que el de aquellos con altos niveles de educación"


"Mi idea original era compartir cuentos que me gustaban con personas que nunca habían tenido acceso a la literatura. Sentía que además de la gente educada, otros tenían derecho a compartir este placer. También creía que conversar juntos sobre estos cuentos me daría la oportunidad de entrar en contacto de una manera más significativa con personas ajenas a mi círculo inmediato, y me permitiría ampliar mi propio universo. Pero a medida que el programa se fue desarrollando, resultó evidente que durante las discusiones de los cuentos sucedía mucho más de lo previsto."


La gente acudía porque sentían que era "su espacio semanal" , porque le permitía hablar, compartir, porque trasmitía esperanzas, los ayudaba a ponerse en el lugar del otro, y muchas cosas más...


Sara estuvo en la Argentina por invitación del Centro de Estudios de Estado y Sociedad (CEDES), leyendo cuentos en el barrio Santa María, y compartiendo mates. El programa se llevó adelante en nuestro país durante 1984 pero por lo que he leído se interrumpió.


Hacer la cultura accesible para gente que la cree ajena y lejana. No simplificar, o resumir las obras, usando cuentos originales de autores reconocidos como Gabriel García Márquez, Jorge Luis Borges, Andrés Rivera, Luisa Valenzuela. Una tarea sencilla y por otro lado compleja. Algo que podría intentarse.


 Quizás la lectura de este libro les de a muchos envión para sumarse en este camino cotidiano, o como a mí, los impulse a no bajar los brazos, sin importar lo que otros piensen o crean.

Les dejo otros libros de la colección que cuentan entre mis favoritos:

"Dime. Los niños, la lectura y la conversación" Aidan Chambers

"La frontera indómita. En torno a la construcción y defensa del espacio poético" Graciela Montes

"Déjenlos leer. Los niños y las bibliotecas" Genevieve Patte.

"Nuevos acercamientos a los jóvenes y la lectura" Michele Petit

"La lectura otra revolución" María Teresa Andruetto.